VIAJES. NYC. 10 CONSEJOS QUE TE HARÁN LA VIDA MÁS FÁCIL EN NYC

SONY DSC

10 consejos que te harán la vida más fácil en NYC:

1. Nada más llegar la duda es cuál de todas las opciones coger para llegar a la isla. Lo primero es saber a dónde tienes que ir y de qué aeropuerto sales. La mejor forma de salir de Newark es en tren, más barato y más rápido, pero tendrás que cambiar de tren (no es nada) para llegar a Manhattan. Si prefieres ir en autobús, lo mejor es que no tengas prisa, hay varias empresas que te llevan, y todas tiene más o menos los mismos precios, en torno a los 17$. En cualquier caso, si coges el bus prepárate para estar ahí más de hora y media. La entrada a Manhattan es demencial.

En la isla tienes 3 paradas, la última es Grand Central, desde ahí metro, taxi o trenes para moverte con toda libertad. A la vuelta os recomiendo aún más el tren, porque el autobús es impredecible en sus tiempos, además más os vale cogerlo en la primera parada (que de nuevo es Grand Central) porque puede ser que cuando llegue a la última justo antes de salir de la isla no haya sitio en el autobús y tengáis que esperar al siguiente. Si llegáis por JFK la salida en autobús no es tan grave, y también podéis ir en metro, pero tened en cuenta que es un trayecto muy largo.

Sea como sea, siempre podéis coger un taxi, pero no contéis con pagar menos de 60$.

2. Coged el bus y el metro. La red de metro como veréis en el mapa, no cubre toda la isla y mucho menos el resto de los boroughs. Aunque el metro parece el camino más evidente (es rápido y eficaz en la mayoría de los casos), el bus puede hacer maravillas por vosotros si no tenéis prisa. Además podréis cruzar Manhattan (crosstown buses) de este a oeste y viceversa, cosa que en metro no es tan fácil. Algunos autobuses son express, eso quiere decir que en la propia parada canjeas tu metrocard antes de montarte, y cuando llega el bus simplemente te subes. Veréis también que hay 2 tipos de taxi distintos: amarillos y verdes. El amarillo te tiene que llevar a donde quieras (eso es teórico porque se paran cuando les da la gana y a veces no quieren ir a donde les pides y te tienes que bajar). El verde es exclusivamente para ir de un borough a otro, por ejemplo de Manhattan a Brooklyn.

SONY DSC

Ferry a Staten Island

3. Utiliza los servicios de transporte público alternativos. Son una buena forma de hacer turismo “gratis”. Puedes montar en el teleférico que te cruza a Governor’s Island. Simplente hay que cogerlo en la calle 72 justo delante del puente, pasar tu metro card y estás en el otro lado. Desde allí puedes volver como llegaste o coger el metro a otro sitio de la ciudad. Otro transporte público son los ferrys. Para ir a Staten Island puedes pagar un barco de turistas o ir a south ferry en metro o bus y llegar a la isla gratis. Allí no hay tornos ni nadie te va a pedir el metrocard. Cuando entres verás que hay dos grandes puertas y gente a cada lado. Agólpate donde prefieras, y espera. Al subir, si vas de ida y quieres ver la estatua de la libertad, sube las escaleras del ferry y date prisa en llegar a las siguientes que están al fondo del pasillo, allí puedes subir a la segunda planta y salir al exterior del lado derecho, las vistas son mejores y mucha gente tarda en darse cuenta de que pueden subir un piso más. Al llegar podéis dar un paseo por el puerto tomar una cerveza mientras veis la ciudad a lo lejos desde alguna terraza.

SONY DSC

Hudson River desde los Cloisters

4. Si tienes tiempo sal de la ciudad. Cuesta, pero en la parte norte del estado hay lugares espectaculares (entre ellos el DIA Foundation) a los que es fácil llegar en tren, el viaje es precioso y la vida mucho más tranquila.

5. Viajar en el metro de NY es un arte. Lo primero que hay que saber es que en muchas ocasiones veréis que la misma línea en el mapa (verde o azul) se corresponde con diferentes números. Esto son las líneas LOCAL o EXPRESS. La express solo para en algunas estaciones, la local en todas. Esto es importante tenerlo en cuenta porque muchas líneas cambian durante la noche o cambian de via. Estad atentos a los carteles. Esto me recuerda una frase que me dijeron esta última vez que estuve allí: “Never diss a moving train”. A veces puedes estar esperando que pase un express mil años mientras ves pasar locales delante de tu cara. Si esto os pasa, montaros, de todos modos dentro del vagón siempre hay mejor temperatura y ya estaréis en camino. El metro tiene mil irregularidades (a veces el conductor avisa de un cambio de sentido o de que no van a parar en la siguiente, en un idioma que parece ininteligible). Si oís un mensaje raro y no entendéis nada, y más aún, si de pronto casi todo el mundo se baja, lo mejor que podéis hacer es preguntar, o bajaros. Seguid a la masa.

6. Prepárate para caminar. La ciudad está hecha para andarla, y mucho. Esto lo aprendí a las malas. Si vais a trabajar o habéis quedado para cenar, no está mal llevar un par de zapatos cómodos que te puedas cambiar al llegar cerca de tu destino. Si simplemente estáis de paseo, los zapatos os pueden arruinar o salvar el día.

7. Estad pendientes de las redes sociales. Es decir, revisad el twitter o Facebook del museo, parque, cine o restaurante al que penséis ir. Muchas veces avisan sobre la marcha de eventos, promociones, entradas y puertas abiertas, que te dará mucha rabia haberte perdido por solo ½ hora de diferencia. Encontraréis wifi prácticamente en todos lados, museos, supermercados, bibliotecas, bares en incluso estaciones de metro.

8. En USA toooodo tiene tips (propina) y en NY más. Contad con que te van a cargar mínimo un 14% y dependiendo del lugar, puede que más. En los taxis tendrás que incluirla a la hora de pagar y seleccionar el porcentaje en la pantalla que tienes delante de tu asiento. Todo es SIN taxes incluidos, así que no te dejes engañar, NO es tan barato.

9. Cuidado al pedir comida. El tamaño de las raciones son exageradamente grandes, y o bien tienes por estómago un pozo sin fondo, o bien te va a sobrar una barbaridad. Esto tiene sentido porque la gente se lleva las sobras hasta del restaurante más caro. Así que al día siguiente puedes volver a cenar lo mismo con tu take away. En cualquier caso, antes de pedir, echad un ojo a vuestro alrededor y ved el tamaño que tienen las pizzas o los platos, puede ser que os sobre la mitad.jhkj

SONY DSC

Farmers Market en Union Sq

10. Aprovechad la fruta y la verdura. En Estados Unidos hay una variedad increíble de frutas y verduras que cada vez cuidan más. Hacer todas las comidas en la calle cuando estas una temporada en la ciudad no solo sale muy caro, si no que probablemente no es la opción más sana. De unos años para acá ha proliferado muchísimo la cultura “eco”. Desde luego sigue habiendo súper mercados llenos de productos congelados demenciales y precocinados, pero cada vez más encontraréis mercados ecológicos con productos locales, y mercadillos temporales que están en las plazas varios días a la semana. Aquí podréis encontrar muchísimos productos ricos y curiosos, panes, quesos, confituras, frutas y verduras. Hay de todo. Además de muchos puestos de comida muy apetitosa y diferente. Mucha gente va a Union Sq porque es el más extenso y está la mayor parte de la semana. Encontraréis farmers market por toda la ciudad de NY (algunos tan pequeños que no merecen la pena), os hablaré de algunos en concreto un poco más adelante.

Anuncios